Select Page

The Unnamed Society “Revolver”

The Unnamed Society “Revolver”

The Unnamed Society redefine con gran éxito el arte de regalar.

Una obra de arte en cuanto a forma y función que captura el paso, el valor y la sublime ironía del tiempo con un giro inesperado.

Dedicada a «crear lo imposible, lo inimaginable», The Unnamed Society presenta el primero de una serie de artículos hiperexclusivos que redefinen
el arte de regalar y que llevan la experiencia de la creatividad,
la estética y la artesanía a un nivel que no se había alcanzado hasta la fecha.

Colt_02

Para su publicación inmediata. en algún lugar de Suiza, 10 de octubre de 2019 – The Unnamed Society ha presentado hoy el primero objeto de arte pensado para aquellos que ponen el listón del arte de regalar incluso más alto, para aquellos que aprecian la mejor calidad y para coleccionistas visionarios.

Fiel a su noble ambición de «crear lo imposible, lo inimaginable», The Unnamed Society reinterpreta el reloj desde una perspectiva radical: a modo de revólver. En un complejo trabajo de arte y precisión que cautiva la imaginación y los sentidos en muchos niveles y que ofrece una perspectiva y una apreciación del tiempo únicas. Fiel al espíritu de The Unnamed Society, estamos ante una creación atemporal en cuanto a pureza de intención y ejecución.

Cuando la historia desencadena la idea de un regalo único
Julio César cruzó el Rubicón. Alejandro entró en Asia Menor. Pancho Villa cabalgó hasta Texas. El motivo de que la historia de Pancho Villa atrajese de una forma tan especial a los creadores de The Unnamed Society no solo es que se sale del camino marcado. Villa fue una leyenda nacida en una época de gran innovación tecnológica: tenía dos años cuando Alexander Graham Bell realizó la primera llamada telefónica y casi 11 cuando George Eastman inventó la cámara Kodak.

close_up05

En el momento en que Pancho adoptó un papel protagonista en la revolución mexicana, el poder de la comunicación a través del sonido y la imagen, de «el aquí y el ahora inmortalizados» resultaba tan inevitable como imparable.
Pero sin que estas dos se alinearan con una tercera invención que ya había adquirido cierto impulso, probablemente nunca estaríamos hablando de Pancho Villa. Samuel Colt llevaba muerto 16 años cuando Pancho nació en 1878, pero su invención, un «diseño de pistola tipo revólver», ya había dado forma al Oeste Americano y estaba empezando a hacer lo propio con el resto del mundo…

Toda revolución se basa en unos valores
El otro motivo por el que la historia de Pancho Villa forma parte del primer capítulo de The Unnamed Society es que cualquier revolución depende de la exclusividad (en el núcleo siempre hay un grupo muy reducido de conocedores), el secreto (no dejar que nada se haga público) y complicidad (la confianza resulta fundamental, ya que es arriesgado compartir creencias verdaderas).

Cuanto más grandes son los intereses, más difícil resulta formar parte del círculo interno. A la hora de describir a Pancho Villa y la forma en que se forjó su leyenda, el escritor y periodista que escribió su crónica describió el reducto del revolucionario, «El Paso», como la «Guarida Suprema», un lugar con un halo especial donde residía el «Orden Antiguo».

Luchar y morir por la revolución te hacía pasar a la historia como un acontecimiento trágico más. Luchar y morir al mando de Pancho Villa te hacía vivir eternamente como un «verdadero hombre». Este sentido de pertenencia a algo más grande que uno mismo, de compartir un entendimiento obvio a la par que secreto y de conseguir lo que parece imposible resulta fundamental para The Unnamed Society.

Pero, ¿por qué el revólver? ¿Y por qué un reloj?
Lo que revolucionó Samuel Colt es el impacto del tiempo al utilizar un arma de fuego: El revólver confería el poder de detener el tiempo instantáneamente, ya que eliminaba el proceso de recarga manual y la vulnerabilidad potencialmente letal que entrañaba.

La pureza de intención inherente al revólver lo convierte en una plataforma convincente para decir la hora: simboliza de una forma muy acertada lo valioso que es cada momento, la velocidad a la que se puede robar y la complejidad de lo que es, en última instancia, una propuesta sencilla.

Y nos recuerda, de una forma sin duda más gráfica que la esfera de un reloj convencional, el valor inestimable de seguir el sencillo lema del «carpe diem». ¿Cómo podría ser más único o más rico o tener más significado el regalo del tiempo?

Insuflar vida al arte: el movimiento
Solo tres años separan la fundación de la manufactura de relojería L’Épée y la patente de Samuel Colt del cilindro de indexación mecánica que alberga el revólver. Casi dos siglos más tarde, The Unnamed Society ha pedido a los maestros del arte del tiempo que creen una obra maestra del cronometraje para aquellos que aprecian la mejor calidad y para los coleccionistas visionarios que forman parte de su círculo secreto.

Sketch1

L’Épée se fundó en 1839, el año de nacimiento de John Davidson Rockefeller Sr y de la primera fotografía de la luna realizada por Louis Daguerre. Actualmente, la empresa tiene su sede en Délémont, en las Montañas del Jura, la cuna de la tradición relojera suiza. Cuando The Unnamed Society acudió a Arnaud Nicolas de L’Épée, resultó evidente que había encontrado el socio perfecto para crear lo imposible, lo nunca antes imaginado. Un alma gemela.

«Desde el principio supimos que estábamos trabajando en algo realmente especial. Traducir la visión del equipo en un calibre de reloj único ha sido el desafío de toda una vida y todos en L’Épée estamos muy orgullosos del resultado. Trabajar con el tiempo desde todos sus ángulos —histórico, mecánico y estético— rara vez has sido tan gratificante», explica Arnaud Nicolas, CEO de L’Épée.

Del concepto a la realidad: la empuñadura

«La primera vez que descubrí la madera, fue en un taller de carpintería. Tenía 14 años. Nunca olvidaré los diferentes olores al trabajar con el torno varios tipos de madera y cómo el material, en cierto modo, cobraba vida al pasar los dedos sobre la superficie con textura. El inicio de mi pasión fue crear algo con mis propias manos», recuerda Cédric Vichard, maestro ebanista.

Desde entonces ha ganado fama con una ebanistería hecha a medida, incluidas las mejores empuñaduras para pistolas y rifles fabricadas en madera de olivo, peral y palmera, además de palo santo. Esta sensibilidad por el material en el que se fabrican las empuñaduras de pistola es solo uno de los motivos que atrajo a The Unnamed Society a Suiza, cerca de la casa de l’Épée, para reclutar a Cédric.

close_up_01

Vichard es también sinónimo de excelencia en el excepcional arte del chagrín, el uso de piel de raya decorativa en trabajos de ebanistería. Y en la aplicación de otras pieles exóticas similares. Aunque la sugerencia de utilizar piel de lagarto para la empuñadura puede que no hubiera extrañado a Samuel Colt, seguramente no hubiera pensado en algo tan imposible como que la empuñadura de su revólver se realizase con piel de sapo, por no decir con piel de raya. Pero en eso consiste The Unnamed Society.

Más cerca de Colt Country, en Tennessee, Mike Dorris fabrica para los aficionados más exigentes empuñaduras de pistola personalizadas hechas de materiales totalmente diferentes. Mike se ha especializado en empuñaduras de cornamenta de alce, cuerno de oveja y hueso de girafa. Mientras que los dos primeros son auténticos clásicos, el último resulta ser un sustituto natural de gran calidad del marfil que no es ni «marfil de imitación» ni un material compuesto.

Colt_01

Extremadamente denso y con un color que va desde un blanco sólido a un amarillo crema, resulta un material muy resistente y duradero para la fabricación de empuñaduras de pistola. El hueso de girafa puede ser suficientemente grande también para crear la mayoría de tipos de empuñaduras, por lo que las posibilidades de personalización son infinitas.
«Todo lo que sé lo aprendí observando a mi padre, Virgil. Ya no está entre nosotros, pero su llama sigue viva. Estoy seguro de que estaría orgulloso de ver las maravillosas empuñaduras de pistola que fabricamos actualmente. Y estoy seguro también de que nunca habría imaginado que la palabra «girafa» se pronunciaría tantas veces al día en su taller», explica Mike Dorris, jefe de MD Grips.

Un nuevo canon en el arte de regalar
Con su primera creación, The Unnamed Society presenta la constelación más excepcional del universo del arte coleccionable: cuando belleza y fascinación iluminan la historia y autenticidad y artesanía se entrelazan de una forma tan consciente para «crear lo imposible, lo inimaginable».

close_up03

El primero de lo que será una oferta cuidadosamente seleccionada de objetos exclusivos hechos a medida, la creación inaugural de The Unnamed Society estará disponible como un ejemplar realmente único. El precio puede que para algunos resulte prohibitivo. Y de eso se trata, se podría decir. Porque todo lo que se refleja de una forma palpable en la creatividad, la artesanía y la calidad de un objeto es, en última instancia, impagable.

Acerca de The Unnamed Society
Fundada en 2019 en Suiza, The Unnamed Society es un equipo de inventores, diseñadores y artesanos apasionados y comprometidos con «crear lo imposible, lo inimaginable»: artículos hiperexclusivos que ofrecen una experiencia que va más allá del objeto, fabricado con los materiales de la más alta calidad y las mejores técnicas ligados a la tradición, para coleccionistas que forman parte de su círculo secreto.

About The Author

CronotempVs

numquam obliviscaris...

Leave a Reply

TNW

Calendario

October 2019
M T W T F S S
« Sep    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Notificaciones

Subscripciones para recibir noticias CC

Skip to toolbar